***

NARCOTRAFICO-FRAUDE FISCAL-BLANQUEO DE CAPITALES-CRIMEN ORGANIZADO-CONTRABANDO

SI POSEE INFORMACION RELACIONADA CON ILICITOS PERSEGUIBLES POR EL SVA PUEDE PONERSE EN CONTACTO EN LA SIGUIENTE DIRECCION:

Departamento de Aduanas e Impuestos Especiales de la Agencia Tributaria

Avda. Llano Castellano 17, 28071 Madrid
Correo electrónico denuncias: denunciasvigilanciaaduanera@correo.aeat.es
Telefono denuncias: 900 35 13 78



DENUNCIAS REFERENTES A DELITOS DE CARACTER FISCAL https://www.agenciatributaria.gob.es/AEAT.sede/Inicio/Procedimientos_y_Servicios/Otros_servicios/Denuncia_tributaria/Denuncia_tributaria.shtml


.

.

domingo, 25 de abril de 2010

VITORIA EN LA "AUTOPISTA DE LA DROGA".

EFECTIVOS DEL SVA EN UNA OPERACION CONJUNTA INCAUTARON EL MAYOR ALIJO DE COCAINA DE LA HISTORIA EN LA COMUNIDAD AUTONOMA VASCA CONCRETAMENTE EN FORONDA.

La Policía ha interceptado dos toneladas de 'coca', 400 kilos de hachís y ha arrestado a más de 50 personas en sólo cinco meses
La capital del bienestar, escala en las rutas de los 'narcos', registra un aumento del consumo interno
LA FICHA POLICIAL
El mayor alijo. Fechado el pasado 24 de diciembre. Se incautaron dos toneladas de cocaína a una banda internacional que pretendía usar Foronda como puerta de entrada a su mercancía.
La N-1. Según diferentes cuerpos de seguridad, algunos 'narcos' se valen de esta carretera para subir droga del centro y del sur de la península a otras ciudades del norte o para dirigirse a otros países de la Unión Europea.
Drogas blandas. La Ertzaintza y la Policía Local han desmantelado en los últimos meses hasta tres plantaciones de marihuana situadas en diferentes polígonos industriales de Vitoria.
Bares. La Policía autónoma tiene registrados cuarenta bares, distribuidos por toda la capital alavesa, en los que se permite el consumo de marihuana o se venden estas sustancias.
La capital del bienestar, pionera en zonas verdes y abanderada de la vida saludable, esconde otra cara menos idílica y más viciosa, además de ilegal: la de la droga. Incrustada en una de las rutas de los 'narcos' que se valen de nuestra red viaria para distribuir su mercancía en otros puntos del norte de España o acceder a Europa, el consumo entre la población local también ha subido. Según fuentes policiales consultadas por EL CORREO, el uso de porros de hachís o marihuana, los 'tiritos' de cocaína o 'speed', y las pastillas han experimentado «un repunte» en los últimos meses.
¿Cómo es posible que pese a la persistente crisis económica o a las campañas de concienciación este mercado negro recupere la bonanza? «Los traficantes han ajustado sus precios» y parece que la rebaja ha causado éxito. El gramo de 'coca' se despacha a cincuenta euros. El de hachís o 'maría', a cinco o menos.
No existen datos actualizados a 2010 sobre la incidencia de estas sustancias estupefacientes -añadan otras como las anfetaminas o la ketamina- en la capital alavesa. Desde la Ertzaintza, sin embargo, la percepción que tienen los agentes especializados es muy negativa. «A pesar de la grave situación económica que atravesamos, las drogas están a la orden del día y afectan a todas las clases sociales». Salvo los casos más extremos o el de los porros, se trata de un consumo «centrado en el fin de semana». O sea, «asociado a la fiesta». Hasta que la adicción descontrola la voluntad del consumidor.
La preocupación se agrava con el ruego lanzado a principios de semana por el Ararteko. El Defensor del Pueblo vasco dio la voz de alarma acerca de la «facilidad» con la que los menores vascos tienen acceso a las drogas. Según sus datos, el 45% de los escolares mayores de 14 años ha probado el hachís y «uno de cada cuatro» lo fuma de forma frecuente.
«Hay vicio»
¿Pero es tan duro como lo pintan? «Hay vicio, es cierto, aunque como en el resto de España», atestigua un veterano policía nacional. El último informe de la Junta Internacional de Fiscalización de Estupefacientes pone a nuestro país a la cabeza de Europa en consumo de cocaína y de hachís. «Vitoria ha sido tradicionalmente un punto de paso de la droga por su estratégica situación geográfica», significan efectivos de la Guardia Civil destinados en Álava.
«En los ochenta, la heroína venía de Otxarkoaga», rememora un policía local. La cocaína suele proceder del centro de la península, adonde llega de Sudamérica. Y el principal flujo de las drogas blandas como el hachís o la marihuana, entra en su mayoría por los puertos de Algeciras y Málaga.
«Toda esa droga viaja por la N-1 a otros puntos de España y Europa, aunque eso no quiere decir que alguno haya querido convertir Vitoria en un lugar de distribución», apostillan desde el instituto armado. La Guardia Civil, en colaboración con la Policía Nacional, desarticuló el pasado 24 de diciembre una banda internacional que pretendía introducir por el aeropuerto de Foronda dos toneladas de 'coca' camuflada en un cargamento de flores. Los 'narcos' contrataron una nave industrial en las inmediaciones, aunque el destino final de la carga era Barcelona. «Está claro que pensaron que las medidas de seguridad eran mínimas y que podrían utilizarlo para entrar en nuestro continente».
A principios de febrero, un operativo conjunto montado por el Cuerpo Nacional de Policía y sus homólogos británicos intervino 315 kilos de hachís en una nave de Asteguieta. «Estos alijos se salen de lo habitual. Por nuestros datos, sólo contamos con pequeños traficantes que mueven cantidades humildes de drogas, de uno a tres kilos, y con camellos que se encargan de la venta del producto», coinciden miembros de la Policía Local y de la Ertzaintza.
«Como mucho, aquí se establecen pequeñas redes de marihuana», consideran. Aprovechando la cantidad de lonjas cerradas por la recesión económica, estas bandas alquilan pabellones en zonas tranquilas de áreas industriales. Levantan auténticas factorías. Desde finales del año pasado ya han caído tres de estas instalaciones, siempre regentadas por vitorianos que aspiraban a sacarse «un sueldo extra».
La lucha de cada día
Y es que, ante este «relevante aumento de la actividad», la respuesta policial también se ha incrementado. En lo que va de año, los diferentes cuerpos de seguridad se han incautado de 410 kilogramos de hachís, tres kilogramos de cocaína y han detenido a una treintena de personas.
Si se retrasa el punto de partida de la estadística hasta diciembre de 2009, entraría la operación de Foronda. Entonces, la calculadora se dispararía hasta las dos toneladas de 'coca' -la mayor aprehensión en la historia del País Vasco- y los imputados superarían el medio centenar. La Guardia Urbana ha multado desde enero a más de doscientas personas por fumar 'canutos' en público.
A pesar de ello, aún resulta sencillo comprar droga. Bares, discotecas, parques, domicilios privados... Cualquier lugar vale para conseguir un 'gramito'. Según un informe de la Ertzaintza al que ha tenido acceso EL CORREO, casi cuarenta establecimientos hosteleros se benefician de la venta de hachís y de marihuana. «A veces es imposible llegar a la raíz del árbol, así que intentamos cortar todas las ramas que le van saliendo», admite un ertzaina. Esa poda se ha traducido en entradas sistemáticas a estos negocios.
http://www.elcorreo.com/alava/v/20100425/alava/vitoria-autopista-droga-20100425.html