***

NARCOTRAFICO-FRAUDE FISCAL-BLANQUEO DE CAPITALES-CRIMEN ORGANIZADO-CONTRABANDO

SI POSEE INFORMACION RELACIONADA CON ILICITOS PERSEGUIBLES POR EL SVA PUEDE PONERSE EN CONTACTO EN LA SIGUIENTE DIRECCION:

Departamento de Aduanas e Impuestos Especiales de la Agencia Tributaria

Avda. Llano Castellano 17, 28071 Madrid
Correo electrónico denuncias: denunciasvigilanciaaduanera@correo.aeat.es
Telefono denuncias: 900 35 13 78



DENUNCIAS REFERENTES A DELITOS DE CARACTER FISCAL https://www.agenciatributaria.gob.es/AEAT.sede/Inicio/Procedimientos_y_Servicios/Otros_servicios/Denuncia_tributaria/Denuncia_tributaria.shtml


.

.

jueves, 24 de diciembre de 2015

Penas de 11 años de prisión para los narcos que intentaron introducir en Galicia cerca de tres toneladas de cocaína

La sección quinta de la Audiencia de Pontevedra ha impuesto penas de entre tres y once años y medio de cárcel a los miembros de una banda de narcotraficantes que intentó introducir en primavera del 2013 un total de 113 fardos con 2.954 kilos de cocaína en las costas de Galicia. El trasvase iba a realizarse en alta mar desde el pesquero Riptide, de origen desconocido, pero una avería mecánica del velero utilizado por la organización en España desbarató la operación. Vigilancia Aduanera logró capturar la mercancía y detener a los tripulantes indonesios del pesquero, a los tripulantes del barco español en el que se iba a cargar la droga y a los responsables de las negociaciones de compraventa de los fardos. La droga decomisada habría alcanzado un valor en el mercado ilícito cercano a los 300 millones de euros.

La sentencia confirma las penas solicitadas por la Fiscalía, salvo que absuelve a Francisco Javier S., que fue procesado por su intermediación en la operación de compraventa. El fallo estima la procedencia de incrementar la pena básica en dos grados por el hiperagravante de la gran cantidad de droga que fue incautada y por el hecho de haber utilizado un buque y una embarcación para traer la droga desde América del Sur.

Banda criminal

El fallo judicial considera un hecho probado que José Manuel R.C., Jesús Iglesias C. Juan Domingo C.F., Rafael C.O. e Iván M. formaban parte de una organización criminal que tenía como finalidad la introducción de cocaína en España.

Los dos primeros eran los encargados de proporcionar el transporte marítimo que había de llevar la cocaína desde un buque nodriza, mientras que el resto se encargaba de tripular la embarcación. También se considera acreditado que en abril de 2013 Juan Marcos Vigo F. negoció con una organización sudamericana la operación de narcotráfico, contando con la colaboración de Antonio C.M. y José Luis V.M. José Gregorio H.R. viajó a España para coordinar el desarrollo de la operación y facilitó las coordenadas exactas de donde se debía producir el trasvase de la droga. También se considera probado que tras la avería los narcotraficantes se pusieron en contacto con los procesados Nelson B.C. y Luis Miguel I.V. para encontrar otro barco que recogiera la droga.