***

NARCOTRAFICO-FRAUDE FISCAL-BLANQUEO DE CAPITALES-CRIMEN ORGANIZADO-CONTRABANDO

SI POSEE INFORMACION RELACIONADA CON ILICITOS PERSEGUIBLES POR EL SVA PUEDE PONERSE EN CONTACTO EN LA SIGUIENTE DIRECCION:

Departamento de Aduanas e Impuestos Especiales de la Agencia Tributaria

Avda. Llano Castellano 17, 28071 Madrid
Correo electrónico denuncias: denunciasvigilanciaaduanera@correo.aeat.es
Telefono denuncias: 900 35 13 78



DENUNCIAS REFERENTES A DELITOS DE CARACTER FISCAL https://www.agenciatributaria.gob.es/AEAT.sede/Inicio/Procedimientos_y_Servicios/Otros_servicios/Denuncia_tributaria/Denuncia_tributaria.shtml


.

.

domingo, 6 de abril de 2014

LOS SERVICIOS ANTIDROGA ESPAÑOLES CONFISCARON EL 27% DE COCAÍNA DETECTADA EN LA UE EN 2013

Aunque en los últimos años los informes del Observatorio Europeo de Drogas apuntaban a un descenso o, cuando menos, un estancamiento en la demanda de esta droga en Europa, las crudas estadísticas indican lo contrario. Las confiscaciones de cocaína -un parámetro clave en las estimaciones del volumen de este comercio ilícito- no han dejado de crecer en los últimos cinco años. Los distintos servicios antidroga españoles -Policía Nacional, Guardia Civil y Departamento de Aduanas- han confiscado el año pasado un total de 26.496 kilos de cocaína, un 27,8 % más que en el 2012.
Esta cifra es la mayor de los últimos cinco años y supone el 27 % del total de las incautaciones registradas en Europa, según los datos ofrecidos esta semana por el secretario de Estado de Interior en unas jornadas de trabajo de expertos policiales celebradas en Madrid en el marco del proyecto Ameripol, en el que policías de Europa e Iberoamérica trabajan en estrecha colaboración para evitar el triángulo América Latina-África-Europa, por el que se mueve el comercio ilícito de esta sustancia con destino a los mercados del viejo continente, que absorben más del 25 % de la producción mundial.
Referentes
Estos datos, según expertos policiales y judiciales, son especialmente relevantes porque estas incautaciones, en la mayoría de los casos, son fruto de las investigaciones de los propios servicios antidroga españoles que, de un tiempo a esta parte, se han convertido en referente y fuentes de información para los de otros países, cuando en décadas anteriores, en buena parte de las grandes incautaciones de alijos en alta mar se limitaban a hacer el papel de perros de presa, que culminaban operaciones investigadas por servicios antidroga extranjeros.
La mayor parte de las confiscaciones de cocaína se han producido en puertos -28 %- y aguas internacionales -27 %-. Solo un 5 % en el mar territorial, es decir la costa, porque las históricas planeadoras no logran recuperar el protagonismo que han tenido en otros tiempos.
Esta distribución no es casual, ya que a los puertos llegan los contenedores que, en no pocas ocasiones, entre mercancía legal, ocultan partidas que contienen kilos de cocaína, que pueden llegar a cientos en ocasiones. Las incautaciones en aguas internacionales se explican, según los servicios antidroga, porque se está registrando una paulatina vuelta a los tradicionales transportes en mercantes o pesqueros con pabellón de conveniencia.
Los expertos también llaman la atención sobre el 11 % de incautaciones que se registran en aeropuertos. Solo en el de Barajas, las pequeñas partidas de cocaína detectadas en equipajes y en el interior de los cuerpos de pasajeros sumaron unas dos toneladas de droga.
Las incautaciones de cocaína, en unos casos son realizadas por la policía, especialmente los agentes del Greco (grupos de respuesta especial contra el crimen organizado), en otros por la Guardia Civil, otras por el Departamento de Aduanas de la Agencia Tributaria y otras, los menos, en colaboración entre los distintos cuerpos.
Precios a la baja
El mercado de la cocaína, como el de cualquier otra mercancía legal, se rige por la ley de la oferta y la demanda y esta es la que marca los precios.
Según datos del Ministerio del Interior, los precios medios de esta droga en sus distintas modalidades de comercialización, salvo el caso de dosis, han evolucionado a la baja. El kilo pasó de los 34.073 euros en el 2012 a 33.559 -1,51 % - el año pasado. El gramo bajó de 58,95 a 57,45 euros -un 2,54 %-, mientras que una dosis subió casi un 15 %, pasando a costar 18,89 euros.
La evolución a la baja se mantiene. Según los expertos, comprado al kilo, el precio de la coca en Galicia ronda actualmente los 31.000 euros, cuando en años pasados llegó a superar los 36.000 euros. Ello, según las misma fuentes, es un claro indicador de que entró mucha y lo sigue haciendo.