***

NARCOTRAFICO-FRAUDE FISCAL-BLANQUEO DE CAPITALES-CRIMEN ORGANIZADO-CONTRABANDO

SI POSEE INFORMACION RELACIONADA CON ILICITOS PERSEGUIBLES POR EL SVA PUEDE PONERSE EN CONTACTO EN LA SIGUIENTE DIRECCION:

Departamento de Aduanas e Impuestos Especiales de la Agencia Tributaria

Avda. Llano Castellano 17, 28071 Madrid
Correo electrónico denuncias: denunciasvigilanciaaduanera@correo.aeat.es
Telefono denuncias: 900 35 13 78



DENUNCIAS REFERENTES A DELITOS DE CARACTER FISCAL https://www.agenciatributaria.gob.es/AEAT.sede/Inicio/Procedimientos_y_Servicios/Otros_servicios/Denuncia_tributaria/Denuncia_tributaria.shtml


.

.

jueves, 20 de marzo de 2014

ABSUELTO UN CONDENADO A 5 AÑOS DE PRISIÓN POR UN ALIJO DE 3,2 TONELADAS DE HACHÍS

El Tribunal Supremo ha absuelto a A.D.G.B., condenado por la Audiencia Provincial de Cádiz a cinco años, un mes y quince días de cárcel por un alijo de 3,2 toneladas de hachís incautado en 2009 en Sanlúcar. Por contra, el alto tribunal no ha admitido los recursos de casación interpuestos por J.M.G.V. y A.M.O., ambos también procesados y condenados por este mismo delito contra la salud pública, ratificándose así la pena impuesta de cinco años.

En primera instancia, el magistrado de la Sección Tercera de la Audiencia Provincial consideró probado que alguien contactó con J.M.G.V., patrón del pesquero Serrano Segundo, para emplear el barco en el transporte de drogas desde el norte de África hasta las costas de la provincia de Cádiz a cambio de una compensación económica.

El patrón, agrega la primera sentencia, contactó a su vez con A.M.O. y A.D.G.B. para que participasen en la operación. En la madrugada del 2 de julio de 2009, con unas coordenadas marinas, el Serrano Segundo zarpó del puerto de Bonanza, en Sanlúcar, en busca de otro buque.

En el punto acordado, el pesquero cargó 108 fardos de hachís (3,2 toneladas) que fueron depositados en la bodega y en la sala de máquinas. Luego, los marineros pusieron rumbo al puerto sanluqueño. Ya con el barco en el dique de abrigo -señala la sentencia recurrida- A.M.O. y A.D.G.B abandonaron el lugar. J.M.G.V., por su parte, vigilaba la operación en tierra.

Pero también controlaban los movimientos los funcionarios de Vigilancia Aduanera, que una hora más tarde acudieron al muelle y comprobaron, a través de la rendija de un tambucho de popa y con la ayuda de una linterna, que en la bodega del SerranoSegundo había varios fardos de arpillera de los habitualmente usados para el transporte de hachís.

La resolución de la Sección Tercera de la Audiencia Provincial especifica que el pesquero fue trasladado entonces al puerto de Cádiz y que allí, una vez obtenida la correspondiente autorización judicial, fue registrado en presencia del patrón. Los investigadores hallaron allí los 108 fardos que contenían 3.297 kilos de hachís.

Ahora bien, la nueva sentencia del Tribunal Supremo recoge que A.D.G.B., defendido por el abogado José Álvarez, debe quedar absuelto de este delito contra la salud pública, con la agravante de extrema gravedad por la cantidad incautada y el empleo de buque, por haberse vulnerado su derecho fundamental a la presunción de inocencia. Dice el Supremo que "ninguno de los datos aportados por los testigos permite relacionar al recurrente con el teléfono intervenido", terminal desde el que se mantuvieron las conversaciones para el traslado de la droga.