***

NARCOTRAFICO-FRAUDE FISCAL-BLANQUEO DE CAPITALES-CRIMEN ORGANIZADO-CONTRABANDO

SI POSEE INFORMACION RELACIONADA CON ILICITOS PERSEGUIBLES POR EL SVA PUEDE PONERSE EN CONTACTO EN LA SIGUIENTE DIRECCION:

Departamento de Aduanas e Impuestos Especiales de la Agencia Tributaria

Avda. Llano Castellano 17, 28071 Madrid
Correo electrónico denuncias: denunciasvigilanciaaduanera@correo.aeat.es
Telefono denuncias: 900 35 13 78



DENUNCIAS REFERENTES A DELITOS DE CARACTER FISCAL https://www.agenciatributaria.gob.es/AEAT.sede/Inicio/Procedimientos_y_Servicios/Otros_servicios/Denuncia_tributaria/Denuncia_tributaria.shtml


.

.

jueves, 11 de octubre de 2012

FISCALIA SOLICITA 5 AÑOS DE PRISION POR BLANQUEAR DINERO DEL NARCOTRAFICO

A lo largo del juicio de ayer, que se extendió hasta cerca de las 16:00 horas y que se celebró en la sala de la Audiencia Provincial de Cádiz en su Sección Sexta de Ceuta hubo oportunidad de escuchar el testimonio del imputado, de su padre, de un agente de la Guardia Civil, otro de la Vigilancia Aduanera y el de un investigador patrimonial.

 Mientras la Fiscal cree que el joven, ex preso por drogas, compró dos motos de carrera y otra de agua más una casa a medias en Manilva con dinero ajeno a su sueldo, la Defensa indica que cotiza desde los 16 años La sala de la Audiencia Provincial de Cádiz en su Sección Sexta de Ceuta acogió ayer la celebración de un juicio que quedó visto para sentencia y en el que se trató de dirimir si un ciudadano de Ceuta incurrió en un delito de blanqueo de capitales de los artículos 301 a 304 del Código Penal Español a lo largo de varios años, en concreto desde 2005 hasta 2008.
Desde el primer momento, tanto Ministerio Fiscal como Defensa expusieron dos posturas absolutamente opuestas, defendiendo mediante profundos argumentos cada una de las partes su punto de vista acerca de lo acontecido, sobre si el acusado, un joven cuya identidad responde a las iniciales T.A.A. y con antecedentes penales, cometió el citado delito de blanqueo de capitales.
De tal modo, el Ministerio Fiscal solicita cinco años de prisión para el acusado además de una multa de 581.518 euros al enteder que queda acreditado que T.A.A. afrontó la compra de dos motos de carrera marca Honda, otra, de la casa KTM, una moto de agua y una casa a medias con sus padres en Manilva con dinero de dudosa procedencia y no fruto de su sueldo primero como trabajador de una empresa de grúas y segundo como consecuencia de la prestación por desempleo.
Para sustentar su argumento, el Ministerio Fiscal se amparó en diversos pilares, siendo uno de ellos el hecho de que el acusado había sido condenado el 24 de febrero de 2009 a tres años y cuatro meses de prisión, pena que ya ha cumplido, en base a un delito contra la salud pública, después de que fuera sorprendido junto a dos personas más con 30 kilos de hachís en una semirrígida, y además haber sido en otras dos ocasiones fichado por las Fuerzas de Seguridad del Estado en compañía de personas "afines al narcotráfico" (como dos agentes aseguraron) aunque quedando en estas situaciones libre de cargos.
En este sentido, el Ministerio Fiscal considera que hay "indicios claros, sospechas recogidas específicamente por el Código Penal en este tipo de delitos" de que la gran cantidad de dinero gastado por el imputado y que le llevó a hacer las compras anteriormente citadas, pudieran provenir de dinero conseguido por vías ilegales y oscuras.
Asimismo, el Ministerio Fiscal hizo también especial hincapié en el hecho de que cada mes, desde el 2005 hasta el 2009, justo antes de su detención, en su cuenta bancaria personal había ingresos relativos a su sueldo que oscilaban entre los 1.500 y los 2.000 euros y además otros cargos favorables que a veces superaban incluso la cantidad del propio sueldo, "circunstancia difícil de explicar", precisó la Fiscal, "y que el informe elaborado por investigadores patrimoniales del Estado así lo secundan de manera muy detallada".
Precisamente este fue uno de los puntos en el que el letrado de la Defensa más se sorprendió a la hora de elevar su petición, una sentencia absolutoria, al considerar que "el Ministerio Fiscal se equivoca al considerar que ese dinero era ingreso en favor del titular de la cuenta, o sea en beneficio de mi defendido, porque en realidad era dinero que disponía él, dinero que sacaba de su nómina y que le permitía hacer vida normal durante el mes entero".
Asimismo, el letrado de la Defensa, Jorge Martín Amaya, prosiguió su última intervención en el juicio señalando que el acusado tiene una pasión, que es montar en moto, de ahí que hiciera compras de motos, gastos realizados fruto del sudor de su trabajo "ya que no olvidemos que estamos ante un chico que nació en el 82 y que hasta el 2009 llevaba cotizando desde los 16 años, lo que le ha llevado a disponer un dinero suyo bien ganado, un total de 118.000 euros en contraposición a los 56.000 que ha gastado, datos que lo dicen todo".
En este sentido, el letrado añadió que "el hecho de vivir con su padres, sin cargas familiares, porque no está casado ni tiene hijos, sin tener que pagar luz o agua, le ha posibilitado conseguir más ahorro que otras personas".
Además, según Martín Amaya, T.A.A. compraba motos realizando una operación muy común entre cliente y casa de motos: comoprar un vehículo, darle uso, llevarlo al cabo de un tiempo al concesionario para que lo valoren y con el dinero que se estime en la tasación poner el resto para adquirir uno nuevo a cambio de la máquina antigua, de modo que el gasto es siempre menor que si realmente se compra un vehículo nuevo afrontando su gasto total".
Por último, el letrado se dirigió al Tribunal de la Audiencia para indicar que, tal y como recoge el Código Penal Español, "para que se dé un delito de blanqueo de capitales es preciso que se cumplan tres requisitos: que haya incremento inusual del patrimonio; negocio ilícito y vinculación constante con el narcotráfico, premisas que entiendo que en este caso crean dudas muy razonables para afirmar respecto a mi cliente", concluyó.

"Tanto dinero gastado y su implicación en un delito de drogas hace pensar que hay algo raro"
A lo largo del juicio de ayer, que se extendió hasta cerca de las 16:00 horas y que se celebró en la sala de la Audiencia Provincial de Cádiz en su Sección Sexta de Ceuta hubo oportunidad de escuchar el testimonio del imputado, de su padre, de un agente de la Guardia Civil, otro de la Vigilancia Aduanera y el de un investigador patrimonial.
Así, el acusado declaró que "yo siempre he trabajado y he gastado mi dinero en mi pasión, las motos, de ahí que niego que hiciera algo malo", en referencia a los gastos continuados, para añadir sobre su paso por la prisión "que he cumplido por algo malo que hice pero que eso no implica que hubiera traficado más veces antes porque esto no es así", aseguró el joven identificado como T.A.A.
También su padre secundó esta tesis añadiendo que "es hijo único, de ahí que no ha hecho falta que en casa aportara dinero alguno para que pudiéramos sobrevivir y que la casa comprada en Manilva corre a cargo de los dos, no solamente de su parte".
Por su parte, ambos agentes, uno de la Guardia Civil y el otro de la Vigilancia Aduanera, aseguraron que "tras realizar un informe detallado en aras de observar la relación de los gastos del imputado y sus ingresos se demuestra con claridad que no existe concordancia entre ambas partidas y que tanto dinero gastado con un sueldo inferior a 2.000 euros invita a pensar que hay una implicación con el delito que cometió en 2009 más aún cuando ya ha sido identificado en más de una ocasión en compañía de personas que son conocidas y están fichadas por nosotros" , explicaron.
 http://www.elfarodigital.es