***

NARCOTRAFICO-FRAUDE FISCAL-BLANQUEO DE CAPITALES-CRIMEN ORGANIZADO-CONTRABANDO

SI POSEE INFORMACION RELACIONADA CON ILICITOS PERSEGUIBLES POR EL SVA PUEDE PONERSE EN CONTACTO EN LA SIGUIENTE DIRECCION:

Departamento de Aduanas e Impuestos Especiales de la Agencia Tributaria

Avda. Llano Castellano 17, 28071 Madrid
Correo electrónico denuncias: denunciasvigilanciaaduanera@correo.aeat.es
Telefono denuncias: 900 35 13 78



DENUNCIAS REFERENTES A DELITOS DE CARACTER FISCAL https://www.agenciatributaria.gob.es/AEAT.sede/Inicio/Procedimientos_y_Servicios/Otros_servicios/Denuncia_tributaria/Denuncia_tributaria.shtml


.

.

domingo, 7 de marzo de 2010

LOS FALLOS DETECTADOS EN EL SIVE OBLIGA A REVISAR TODA LA RED DE RADARES DE ALICANTE.

Las constantes averías detectadas desde su puesta en marcha han obligado a la Guardia Civil a pedir a la empresa Amper que realice una exhaustiva puesta a punto de los cuatro radares SIVE instalados en las costas alicantinas.
Los responsables de este servicio han remitido a la Dirección General de la Guardia Civil en Madrid un informe en el que enumeran los fallos e incidencias registrados en estos dispositivos desde su instalación, el pasado mes de septiembre. A raíz de este informe, ingenieros de la multinacional Amper están revisando toda la red del Sistema Integral de Vigilancia Exterior (SIVE) en la provincia, con el objetivo de reducir su elevado índice de error.
De hecho, como viene informando ABC, uno de los cuatro radares, el de Cabo Roig (Orihuela) permanece «tuerto» desde hace cuatro meses. La cámara térmica de visión nocturna tuvo que ser desmontada, ya que sufrió una avería a raíz de la caída de un rayo, y actualmente se encuentra en Israel para ser reparada.
Arribada de pateras
Con el radar de Cabo Roig fuera de juego en el horario nocturno, el más crítico para el desembarco de alijos de droga, la estación de Santa Pola es ahora esencial para la vigilancia del flanco sur, la principal puerta de entrada de las pateras.
Los técnicos del SIVE también han notificado a Madrid otras incidencias de menor importancia que afectan a la movilidad de algunas cámaras, así como a la estabilidad en los momentos de temporal. Aunque el principal problema de estos dispositivos ha sido la improvisación con la que el Gobierno los puso en marcha el pasado mes de septiembre, tras impartir apenas dos semanas de formación a sus operarios.
Esto explica que, durante sus primeros cuatro meses de funcionamiento (entre septiembre y diciembre), los radares sólo detectaran la llegada de cuatro embarcaciones ilegales, según los datos facilitados por el propio Ministerio de Interior. En el mismo periodo, otras once embarcaciones ilegales (incluyendo pateras y lanzaderas con droga) burlaron su vigilancia. El radar instalado en Santa Pola sí ha sido determinante para detectar un desembarco de hachís, el pasado fin de semana, en una playa próxima a Guardamar.
Alijo en Guardamar
Pasada la medianoche del sábado, los operarios del SIVE detectaron un movimiento sospechoso a tres millas de la costa. Una patrullera del Servicio Marítimo de la Guardia Civil se aproximó a la zona y pudo grabar cómo arrojaban varios fardos al mar desde una embarcación de apenas siete metros de eslora.
Al ser descubiertos, los tres tripulantes se lanzaron al mar. Uno de ellos pudo ser detenido poco después en tierra, pero los otros dos huyeron. Cuando la barca llegó a la costa, la Guardia Civil pudo detener a uno de sus tripulantes, aunque otros dos huyeron. Los agentes han localizado, a casi 60 metros de profundidad, un fardo de diez kilos de hachís procedente de esta barca, así como otros 30 kilos de un alijo anterior.
La zona permanece balizada, a la espera de que se produzca su recuperación. No obstante, la barca interceptada este fin de semana tenía capacidad para transportar hasta 1.500 kilos de droga, por lo que la Guardia Civil sospecha que había efectuado un desembarco anterior.

FUENTE...
http://www.abc.es/20100303/valencia-valencia/constantes-averias-sive-obligan-20100303.h